Rediseñando nuestra compañía: Cambiar el mundo significa cambiarnos a nosotros mismos

En 1994, a los 60 años de edad y con una empresa en funcionamiento desde hacía 22, nuestro difunto fundador y presidente Ray Anderson guió a Interface hacia un nuevo camino cuyo destino era reducir nuestra huella medioambiental sin comprometer los objetivos empresariales económicos. Su innovadora idea consistía en crear la primera empresa en el mundo que fuera verdaderamente sostenible. Propuso “ser la primera empresa que, por sus acciones, muestre al mundo entero qué es la sostenibilidad en todas sus dimensiones, es decir, respecto al personal, el proceso, el producto, el lugar y los beneficios, y que con ello, tenga una función reparadora mediante su capacidad de influencia”.

Ray nos presentó el reto de hacer historia, más que de simplemente fabricar pavimento textil, y toda nuestra compañía se unió en torno a este ambicioso objetivo. La pasión por la sostenibilidad se apoderó de nuestro personal, transformando así nuestra compañía. Mission Zero®, nuestra promesa de eliminar cualquier impacto negativo que podamos crear sobre el medioambiente para 2020, está ahora tan profundamente integrada en nuestra cultura que ha provocado un cambio trascendental en el modo en el que gestionamos nuestro negocio y en cómo vemos el mundo.


Europa hacia la huella cero

En Europa, la implementación de la Mission Zero está teniendo impresionantes resultados. Adoptando numerosas medidas de diversas dimensiones, hemos sido capaces de reducir en un 98% nuestra huella de carbono por metro cuadrado de pavimento textil fabricado y nuestro uso del agua en un 93%, desde 1996, al tiempo que la empresa ha seguido creciendo. Nuestras plantas de fabricación europeas funcionan con un 95% de energía renovable y envían cero desechos al vertedero.


Nuevo modelo industrial

Hemos colaborado con Lavery/Pennell, consultoría líder en estrategias sostenibles para desarrollar las estrategias que empleamos a fin de mejorar constantemente en el informe: “Mayores ganancias, más puestos de trabajo y menor impacto medioambiental”.